Estas elecciones han demostrado que Estados Unidos tiene un problema con su sistema electoral

Fecha de publicación: 8 de noviembre de 2020.

Los 538 compromisarios que conforman el Colegio Electoral, y no la ciudadanía, son los encargados de elegir al presidente y vicepresidente de Estados Unidos. Este sistema electoral, de orígenes profundamente racistas, ha sido muy criticado debido a su falta de representatividad y porque otorga una importancia desmedida a ciertos estados. Sin embargo, el bloqueo político en el Congreso ha impedido su abolición. Dieciséis estados han acordado otorgar sus compromisarios al candidato ganador del voto popular; si finalmente suman una mayoría, podrían poner fin a una reliquia política que silencia a millones de votantes.

Puedes leer el artículo completo en El Orden Mundial.

More Projects